El fabricante ruso de camiones KAMAZ habla sobre su nuevo modelo

0
170

Considerado por muchos como unos de los camiones más fuertes del mundo, los KAMAZ no sólo transportan carga. Prestan una ayuda indispensable al ejército y la policía de Rusia, al mismo tiempo que son campeones múltiples del rally DAKAR.

La legendaria marca de camiones rusos Kamaz ha recordado uno de sus modelos más especiales fabricado en edición limitada a pedido especial.

Se trata del modelo Kamaz-4355, presentado el año 2003 durante la VI exposición de automóviles en Moscú donde fue reconocido como el mejor vehículo todoterreno.

Este vehículo tenía una gran capacidad para transitar en territorios de difícil acceso geográfico para motorizados e incluso podía funcionar en condiciones climáticas duras debido a que la cabina estaba equipada con calefacción independiente y esto le permitía trabajar sin necesidad de que el motor que se encontraba debajo de la cabina estuviese encendido.

Además, este particular automóvil que pesaba unas 20,2 toneladas podía alcanzar una velocidad de hasta 90 kilómetros por hora y contaba con dos tanques de combustible, uno principal con una capacidad de 350 litros y el otro adicional donde podía almacenar hasta 210 litros.

El diseño del Kamaz-4355 estaba destinado a realizar trabajos pesados de gran envergadura, por ello, el fabricante esperaba una alta demanda de este vehículo entre las empresas petroleras, compañías que transportan madera y hasta rescatistas. No obstante, la producción en serie no se llevó a cabo pero sí se llegó a fabricar un número limitado cumpliendo con un pedido especial hecho al gigante ruso del transporte pesado Kamaz.