Land Rover y su campaña creativa para promover su nuevo auto

0
498

Land Rover surgió en la posguerra británica, en 1948, durante un periodo de escasez de acero: un vehículo enfocado al trabajo, brillantemente sencillo e ingenioso y fabricado en aluminio. Los hermanos Spencer y Maurice Wilks, que trabajaban para la Compañía automovilística británica Rover, crearon un nuevo concepto de vehículo que combinaba la simplicidad de un utilitario con la robustez y sobriedad de una herramienta de trabajo.

El vehículo tuvo un éxito instantáneo y, a mediados de los 50, el nombre Land Rover se había establecido sólidamente con una imagen de durabilidad y excelencia en todoterreno. Sus conductores en áreas como la agricultura y en el ejército, además de sectores como los servicios de urgencias y de rescate encontraron en Land Rover las cualidades que necesitaban en un vehículo. En 1959 salió de la cadena de producción de Solihull, Inglaterra, el Land Rover número 250.000, y se consolidó su dominio en el mercado.

Pero la historia de Land Rover es mucho más que la de un vehículo clásico.

En la década de los 60 hubo una demanda significativa de vehículos con tracción a las cuatro ruedas y Land Rover se encontraba en primera línea de este nuevo y emergente mercado. Para alcanzar este reto, los ingenieros de Land Rover se pusieron manos a la obra en un vehículo que combinara el confort y el comportamiento en carretera de un coche familiar y la capacidad todoterreno de un Land Rover.

El resultado fue el Range Rover, presentado en 1970 con un éxito rotundo. Su impactante diseño fue inmediatamente aclamado cuando se presentó en el Louvre de París. Pero lo que ofrecía el vehículo no era sólo confort y una buena imagen: un comandante del ejercito británico condujo un Range Rover con total seguridad desde Anchorage en Alaska hasta Ushuaia en Argentina, una agotadora prueba de seis meses que muy pocos vehículos habrían superado.

La evolución de Land Rover y del Range Rover continuó a través de las décadas de los 70 y 80, los vehículos de Land Rover adquirieron reconocimiento en eventos como el rallie París-Dakar, siendo ejemplo de la robustez de los vehículos de la marca. Millones de vehículos reconocen que el original diseño clásico de Land Rover quedó marcado con el ‘Defender’ desde 1990, y sigue sin mostrar signo alguno de que su preeminencia como bestia todoterreno definitiva vaya a cambiar.

Dos vehículos más completan la gama de Land Rover. El Discovery fue presentado en el Salón del Automóvil de Frankfurt en 1989 y enseguida se hizo un hueco en el sector, como el 4×4 familiar. En 1997 siguió el Freelander, un vehículo más compacto dirigido al mercado de ocio y deportes que se ha convertido en el 4×4 más vendido de Land Rover.

Hoy día, Land Rover es la única compañía que sólo fabrica vehículos 4×4 con tracción permanente. Esta pura dedicación es quizás una sencilla razón por la cual los valores de Land Rover destacan de forma tan obvia en sus vehículos: libertad, aventura, valor y, sobre todo, autenticidad.

Sin embargo, la marca Land Rover va más allá que sus propios vehículos, por ejemplo, sus expediciones ‘Adventures’ por todo el mundo, la ropa y el equipamiento Gear, los Centros Driving Experience para la enseñanza de la conducción todoterreno y nuestros estrechos vínculos de patrocinio con organizaciones deportivas y de conservación de la naturaleza. Todo ello contribuye a los exclusivos valores que Land Rover representa.

A la venta en 142 países, Land Rover ha viajado desde un producto utilitario básico en 1948 hasta una leyenda del motor como es el nuevo Range Rover que salió de las líneas de producción en 2002. Pocos productos pueden alcanzar el reconocimiento y el respeto que normalmente se otorga a los vehículos Land Rover. Pero quizás la aprobación definitiva de los valores de Land Rover provenga de los propios vehículos: tres cuartas partes de todos los Land Rover fabricados siguen funcionando hoy día.

Descripción de la Campaña

Truth: We have a primal urge to ‘look on the other side of the mountain’, to escape, walk, run, swim and discover new things.

Idea: This idea is about encouraging people to chase down discovery. It seeks to inflame the itch to explore all those places, people and activities that remain unexplored to them. It will naturally inspire the mini and massive adventures, special moments and legendary stories. We can own this better than anyone because we have the vehicle that’s more versatile than anyone.

After all, ‘discovery’ is a belief we wear on our badge.

NEVER STOP DISCOVERING

Print advertisement created by Spark44, United Kingdom for Land Rover, within the category: Automotive.

Advertising Agency: Spark44, London, United Kingdom


Global Chief Creative Officer: Brian Fraser


Creative Director: Lee Aldridge


Art Director: Jamie Woodington


Copywriter: Richard Fox-Robinson


Photographer: Richard Prescott


Retoucher: Oli Carver

Dejar un Comentario

Por favor ingrese su comentario
Por favor entre su nombre aquí