10 consejos prácticos para convertirte en un gran Líder

0
305

El concepto de Liderazgo es algo nebuloso para la mayor parte de los Empresarios y Ejecutivos. Muchos altos funcionarios creen ser Líderes, porque ocupan un cargo, pero quizás, no han notado que no controlan su entorno en lo absoluto, y no tienen el aprecio ni la admiración de sus subordinados.

Una de las pruebas de que Usted ha sido líder, es que al salir de un cargo, las personas le siguen llamando, porque en su mente existe gratitud por las enseñanzas compartidas; de todos modos, Usted jamás debe esperar nada más allá de lo laboral.

1. Guía con el ejemplo. Los líderes necesitan actuar, no sólo hablar. Si quieres que tus empleados sean puntuales, asegúrate de llegar a tiempo o por lo menos temprano. 

2. Un poco de humildad te llevará lejos. Hay una gran diferencia entre ser un líder y un jefe. Aunque ambos están a cargo, pero un líder comparte el centro de atención y se siente cómodo dándole también el crédito a los otros. Aunque parezca contraproducente, ser humilde te dará más confianza. Tus empleados lo apreciarán y tu clientes también. Aunque exista ese toque de humildad, debes también conservar la distancia a nivel personal, porque debe existir respeto profesional.

3. La comunicación debe ser hacia el personal interno, como a los Clientes y Proveedores. Esto es imperativo, tanto en la oficina como en tu vida personal. Los grandes líderes se aseguran de ser escuchados y entendidos, pero también saben que es importante escuchar. La comunicación es una calle de dos vías y saber aprovecharla hará que tu empresa siga creciendo en lugar de frenarse. Si puedes, cada semana escribe una columna donde expreses tu pensamiento.

4. Haz que tus juntas sean productivas. Como dice el dicho, el tiempo es dinero. Así que debes aprender a ahorrar tiempo, sobre todo en las juntas. Si confías que tu equipo hará el trabajo, no debería haber la necesidad de recurrir a la microgestión. Acostumbra a los subalternos a llevar preparado el tema. Anota los pendientes para retomarlos en la próxima reunión. Incluso busca una herramienta de trabajo en equipo para que las tareas y metas cumplidas se vayan registrando.

5. Conoce tus límites. Hasta el líder más amable y atento tiene sus límites. Debes dejar claro cuáles son tus límites. Si los demás saben lo que no vas a tolerar va a haber menos frustración, eso evitará confusiones.

6.  Construye tu Branding PersonalDebes ser reconocido en el sector por otros Empresarios y Medios de Comunicación. Esta es una forma de que tus subalternos se sientan privilegiados de trabajar contigo.

7. Sé emocionalmente consciente. Aunque mucha gente aconseja que separes las emociones de los negocios, las negociaciones son relaciones con personas. Para hacer que éstas duren, necesitas ser emocionalmente inteligente para ser sensible a los diferentes puntos de vista.

8. Promueve el Liderazgo dentro de tus subalternos. Debes sembrar la semilla del Liderazgo dentro de tus subordinados para que tu equipo se fortalezca y tus negocios marchen mucho mejor. 

9. Nunca realices prácticas inapropiadas empresariales. Si a tus Empleados les muestras que no hay moral o ética en el trabajo, ellos seguirán el ejemplo y terminarán acabando con los recursos de tu empresa. Enséñales a prestar el mejor servicio y a ser correctos en sus acciones con los clientes y con la compañía.

10. Nunca dejes de mejorar y capacitarte. Los grandes líderes están constantemente aprendiendo. Siempre habrá algo en lo que puedas trabajar o una nueva habilidad que dominar. Asegúrate de tener tu mente abierta a nuevas ideas y posibilidades. Igualmente bríndales capacitación a tus funcionarios, para que ellos también evolucionen.

Dejar un Comentario

Por favor ingrese su comentario
Por favor entre su nombre aquí