El Grupo SoftBank, la empresa japonesa con mayor utilidad neta

111

El Grupo SoftBank (SBG) obtuvo un beneficio neto de 4,9 billones de yenes en sus resultados financieros consolidados (Estándares Internacionales de Contabilidad) correspondientes al ejercicio fiscal finalizado en marzo de 2021.

La empresa ha obtenido el mayor beneficio neto de la historia de una compañía japonesa, superando a Toyota Motor Corp.

Masayoshi Son, presidente de la empresa, fundó su predecesora, Japan Softbank, en 1981.

Cuarenta años después, los beneficios de SBG en el ejercicio fiscal que finalizó en marzo de 2021 se vieron impulsados por la cotización de las dos empresas en las que ha invertido: DoorDash, un servicio de entrega de comida a domicilio estadounidense, y Coupang, una importante empresa surcoreana de ventas por Internet.

El mayor beneficio neto de una empresa japonesa hasta la fecha era de 2,5 billones de yenes, obtenido por Toyota Motor Corp. en el ejercicio fiscal finalizado en marzo de 2018.

El beneficio neto de casi 5 billones de yenes es el tercero más grande del mundo, tras el número 1, Apple (más de 6 billones de yenes) y Saudi Aramco (más de 5 billones de yenes), la compañía petrolera estatal de Arabia Saudí, si se compara con los principales resultados del año fiscal 2020, y SBG ha saltado a las filas de las empresas internacionales.

Sin embargo, mientras que las empresas “GAFA” como Apple y Google amplían sus ganancias con servicios y tecnologías innovadores, SBG depende del crecimiento de las empresas de riesgo en las que invierte, lo que la hace susceptible a las fluctuaciones bursátiles.

El año anterior, la empresa registró las peores pérdidas de su historia en el ejercicio fiscal que finalizó en marzo de 2020.

En la conferencia de prensa en la que se anunciaron los resultados financieros, Son Masayoshi también comentó sobre el mayor beneficio: “Esta vez, las ‘coincidencias’ se solaparon. Y no es una situación de la que pueda estar orgulloso”, admitió.

También señaló que la empresa había sufrido pérdidas por la quiebra de Greensill Capital, una empresa británica de servicios financieros en la que había invertido, y dijo: “Aceptamos humildemente el fracaso de nuestras inversiones. Quiero crear un sistema que pueda generar beneficios continuos, no solo por tener una buena racha”.

SBG centrará sus futuras inversiones en el campo de la inteligencia artificial (IA) en previsión para después de la crisis del nuevo coronavirus. Sus fondos han comenzado a invertir en una amplia gama de negocios, incluyendo la toma de decisiones de préstamos basada en la IA, la edición de vídeo y el apoyo a la distribución.

Sin embargo, existe la posibilidad de que el mercado entre en una fase de corrección en el futuro si aumenta la preocupación por la inflación. Es probable que los beneficios no realizados de SBG salten por los aires, por lo que el discernimiento de la inversión y la gestión del riesgo serán aún más importantes.

Fotografía del encabezado: Son Masayoshi, presidente del Grupo SoftBank, explica los resultados financieros en una rueda de prensa online (Jiji Press).