Identifican un pergamino desaparecido en el siglo XIX como el manuscrito bíblico de más 3000 años

El objeto fue descubierto en 1883 en una cueva cerca del mar Muerto y, según su dueño original, pudo haber estado en manos del propio profeta Moisés.

El Rollo de Shapira, un supuesto manuscrito bíblico vendido por un coleccionista al Museo Británico a finales del siglo XIX pero luego desestimado como falso y posteriormente perdido, pudo haber sido el fragmento de las escrituras sagradas más antiguo jamás descubierto, afirma un estudio publicado este miércoles en la revista alemana Zeitschrift für die alttestamentliche Wissenschaft (Revista de estudios del Antiguo Testamento).

El artefacto, que consistía de 15 tiras de cuero con un texto en paleohebreo casi ilegible debido a que estaba cubierto por una sustancia oscura, fue hallado en 1883 en una cueva cerca del mar Muerto.

Fue adquirido por Moses Willhelm Shapira, un comerciante de antigüedades oriundo de Polonia y establecido en Jerusalén, quien ya había vendido cientos de objetos genuinos —aunque también algunos falsos— a museos y coleccionistas europeos.

El contenido de los fragmentos correspondía al libro del Deuteronomio, aunque contenía menos leyes y más narrativa histórica sobre las palabras de Moisés dirigidas a los israelitas, al igual que un undécimo mandamiento: “No odiarás a tu hermano en tu corazón: yo soy Dios, tu Dios”.

Shapira, quien aseguraba que el objeto era el manuscrito original del Deuteronomio que posiblemente estuvo en manos del propio profeta Moisés, lo ofreció al Museo Británico por un millón de libras esterlinas (equivalente a unos 120 millones de dólares en la actualidad).

Sin embargo, tras exponer dos de los fragmentos al público durante un breve tiempo, los expertos concluyeron que el pergamino era una falsificación. El hecho arruinó la reputación de Shapira, quien huyó de Londres y posteriormente se suicidó. El objeto fue subastado en 1885 a precio regalado y pronto se perdió su rastro para siempre.

una de las famosas cavernas cerca al Mar Muerto donde aparecieron muchos Pergaminos de cuero con escrituras bíblicas

Recientemente, Idan Dershowitz, investigador de la Universidad de Potsdam (Alemania) y autor del nuevo trabajo, reconstruyó el texto del Rollo de Shapira en base a transcripciones, dibujos y otros documentos contemporáneos.

Y de esta manera llegó a la conclusión de que la evidencia lingüística —tanto léxica como sintáctica— y literaria permiten datar el objeto del siglo X a. C., confirmando así su autenticidad. De esta manera, el manuscrito de Shapira superaría en antigüedad incluso a los Rollos de Qumrán, creados entre 250 a. C. y 66 d. C., los textos bíblicos más antiguos conocidos hasta el momento.

Dershowitz califica la pérdida del Rollo de Shapira como “una tragedia” para la disciplina de estudios bíblicos, aunque espera que algún día reaparezcan al menos algunos de sus fragmentos.

image_pdfwww.dineroclub.netimage_printwww.dineroclub.net